27/2/10

¡¡Oh Dios, tengo manchas en el sensor!!

Recorte al 100% de la zona de los ovnis

Me complace estar acompañado en este blog de tan buenos observadores, y sí, no andáis tan desencaminados como yo en la anterior.
La foto como bien dice mi compi Carolina no reúne más misterio que localizar las manchas en el sensor de mi cámara que como podéis comprobar le hace falta una buena limpieza.
La era digital nos ha traído bastantes ventajas respecto a la analógica (la de euros que nos ahorramos en carretes) pero también algunos inconvenientes: el sensor de las cámaras digitales es propenso a capturar imágenes, pero también partículas de polvo.
El simple hecho de cambiar de objetivo, supone abrir una puerta a la suciedad, de modo que tarde o temprano por mucho esmero que pongas en el asunto acabarán por aparecer los “monstruitos”.
Son pequeñas, en la mayoría de las ocasiones inapreciables a simple vista, otras veces se camuflan entre los elementos de la imagen y solo aparecen si ampliamos la foto al 100% y miramos sobre zonas homogéneas de luces (cielo) y cerramos el diafragma a valores altos.
Cualquiera puede comprobar el estado de limpieza de su cámara. Para ello escoge el modo de disparo AV, coloca el diafragma más alto que permita la combinación cámara/objetivo (en mi caso F22), enfoca al infinito (mejor si colocas el objetivo en modo manual) y apunta a una zona del cielo donde no haya nubes (difícil estos días), dispara y ya tienes la prueba del algodón.
En photoshop, aplícale simplemente imagen/ajustes/niveles automáticos. Amplia la visión al 100% y si los hay verás los meteoritos.
Si tienes una compacta estás de suerte. Tú no cambias de objetivo y por lo general los fabricantes las venden como herméticas.
Dejando al margen el modo de limpieza que daría para mucho, os recordaría que algunas cámaras poseen un sistema de auto limpieza incorporado (aunque parte de los usuarios dicen que deja bastante que desear), o bien una vez que has terminado la sesión de fotos y antes de guardar la cámara hasta la próxima, unos soplidos de aire con una pera, no acabarán con todas las motas, pero algunas desaparecerán.
Eso es todo amigos, os dejo que tengo que ponerme a ‘fregotear’ mi sensor, y si alguno de vosotros andáis bien del corazón y gustáis de sensaciones fuertes, haced la prueba.Igual descubrís algún OVNI no deseado :)

5 comentarios:

Carolina Martínez dijo...

Ponte cerca el desfrivilador jejejej! yo me pongo cardiaca! jejeje

Un saludo compi, recuerda qe tambien entran motas de polvo y grasa del moviento del espejo y las cortinillas del obturador, hay gente qe no cambia de objetivo y les saldrá por este motivo.

Besos!!!

Merce dijo...

;p

mi medico me recomienda no usar reflex ni objetivos intercambiables. Esta mañana he visto en un todo a cien una camarita que está de vicio y que va de vicio, ni te da problemas de limpieza, ni dolores de cabeza con aperturas, diafragmas, velocidades.... una pasada tios, UUUUUUUUUUUna pasada!!!

Vendo Canon eos 450D baratita y casi nueva, 18-55 y 55-250 :p

Juan T.A. dijo...

Carolina. También por esos otros motivos, si es que esto más que una cámara de fotos parece una aspiradora, y ni te cuento como las agarra y no quiere soltarlas, pareciera que fuesen pepitas de oro :), después de 4 intentos aún me quedó alguna revelde que no salía.
Merce. Mándame la dirección de la tienda, estoy por cambiarme yo también, joer si hasta lleva incorporado el fotografo y todo.
Esto es un sinvivir
Besitos.

Carolina Martínez dijo...

jejejeje, yo también que darle una limpieza a la mía veo motas sospechosas aunqe igual la mando a canon a qe le hagan una buan limpieza.Que es gratuito.

Saludos!!!

Johnny dijo...

En mi sensor veo alguna porqueria cuando fotografio algun cilelo muy contrastado, pero con el tampón lo voy salvando poca cosa. Las motas de momento no se resisten a mi superpera exta para intestinos infranqueables.
Gracias por la información